Categorías
Colombia Meta

El Río de los Siete Colores en Colombia

De Caño Cristales se dice que es el Río de los Siete Colores, o “el arco iris que se derritió” o “el río de los Dioses”. Cualquier epíteto de estos puede quedarse corto con la sensación que sentí al estar la primera vez frente a él. Maravillado por la diversidad de colores que la naturaleza es capaz de regalarnos, en un sencillo río.

Ver Tour Virtual 360

Conoce en realidad virtual el Río de los Siete Colores

La belleza de El Río de los Siete colores

El Río de los Siete colores lo conocí hace pocos años y desde ese día no he parado de volver. Todos los años, varias veces. Cada vez que regreso, visito de nuevo los puntos más emblemáticos. Pero también descubro nuevos parajes que habían estado escondidos, que hacen de mi sorpresa aún mayor en cada nueva visita.

Cascadas de agua cristalina en Caño Cristales

La belleza de El Río de los Siete colores se produce por sus aguas cristalinas y por la planta que el río alberga en su lecho: la macarenia clavigera.

No es un alga, es una planta que puede tornarse de diversas tonalidades de rojo y verde. Junto con otros efectos visuales producidos por la arenisca (amarillo), las piedras (negro), el musgo (verde) y el reflejo del cielo en el agua (azul), forman el famoso “Río de los Siete colores”.

Dando la sensación de estar frente a un arco iris de belleza incomparable. Pero, aparte de la belleza propia de este parque, quiero resaltar que el mayor impacto que me llevé es la limpieza del sitio. Es impecable. Podría decir que es el lugar más limpio de Colombia.

Puente artesanal cruzando el río

En El Río de los Siete colores no hay asomo de basura alguna. Insisto en que no conozco un lugar más limpio, a pesar de los miles de turistas que lo visitan.

Cuando uno está en Caño Cristales, el Río de los Siete colores se da cuenta que es posible tener un turismo responsable, que respete el medio ambiente, que lo cuide y que deje una mínima huella.

Pueblo de La Macarena

¿Cómo se ha logrado ese milagro? Es gracias a la gente de La Macarena, a su conciencia frente a la importancia de este río.

Y a la labor de control de las entidades responsables del sitio. Un trabajo en conjunto que vale la pena resaltar.

La fragilidad del ecosistema de El Río de los Siete colores en Caño Cristales es bien sabida por los macarenenses, por ello su tesón. Sin embargo, los peligros estarán a la orden del día, especialmente por la deforestación.

Ecoturismo en el Río de los Siete colores

Por ello, como amantes de la naturaleza debemos estar con los ojos bien puestos en lo que suceda en Caño Cristales en los próximos años.

Mario Carvajal y dos fotografas colombianas en Caño Cristales

Como colombianos y latinoamericanos, la invitación que yo puedo hacer es a visitar este maravilloso lugar, con la conciencia del cuidado que se merece.

Observando muy bien este proceso de turismo comunitario, hablando con los habitantes de La Macarena para entender su historia que es tan interesante como los colores mismos del río.

Y por supuesto, disfrutar de El Río de los Siete colores, de sus aguas, siguiendo un comportamiento lógico de cuidado con el ecosistema.

Y contándole a todo el mundo que, a pesar de tantos años de guerra en este territorio, hoy La Macarena es un territorio de paz.

De gente que cuida la naturaleza y que se cansó de la guerra y el olvido del Estado. Apoyarlos es querer al río y fluir en sus aguas, viendo la vida con otro color.

Texto: Mario Carvajal

Suscríbete a nuestro Newsletter

Video

Galería de Imágenes

Como se hizo este Tour Virtual

En El Río de los Siete Colores se llevó a cabo un curso de fotografía con Mario Carvajal. Aprendimos a utilizar filtros polarizadores para evitar los reflejos en el agua y apreciar los distintos colores del fondo del río. Los filtros de densidad neutra para obtener exposiciones más largas y crear efectos muy interesantes en la corriente del agua.

Y para que el cielo tenga un color más bonito, destacando el detalle de las nubes, utilizamos los filtros degradados. También tuvimos oportunidad de hacer fotografía de la vía láctea.

Fotografía: Miguel Angel Victoria

Recordaré siempre con gran cariño este paseo que compartí con Mario y con mis queridos compañeros fotógrafos César, Martha, Rafael, María Paulina, Olga, Camilo, John y Luis.

Usa nuestras Fotos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.